Formas de consolidar deudas de tarjetas de crédito

Woman sitting at a cafe with her credit card, reading on her laptop about how to consolidate credit card debtImage: Woman sitting at a cafe with her credit card, reading on her laptop about how to consolidate credit card debt

In a Nutshell

La consolidación de deudas de tarjetas de crédito puede ayudar a simplificar o reducir sus pagos mensuales de tarjetas de crédito, lo que puede ayudarle a ahorrar dinero cada mes. Hay varias formas de consolidar las deudas de tarjetas de crédito, y determinar el método que sea más beneficioso para usted depende de cuánto desea pagar, cuál es su situación financiera actual y qué tan sólido es su historial crediticio.
Jennifer Brozic is a personal finance writer and has written for Citi. Nota editorial: Credit Karma recibe compensación de parte de anunciantes terceros, pero eso no afecta las opiniones de nuestros editores. Nuestros socios de marketing no revisan, ni aprueban, ni patrocinan nuestro contenido editorial. Este contenido se presenta de la manera más precisa posible al momento de publicación.
Advertiser Disclosure

Creemos que es importante que entienda cómo ganamos dinero. Es bastante simple, en realidad. Las ofertas de productos financieros que ve en nuestra plataforma provienen de compañías que nos pagan. El dinero que ganamos nos ayuda a darle acceso a puntajes e informes de crédito gratuitos y nos ayuda a crear nuestras otras excelentes herramientas y materiales educativos.

La compensación puede influir en cómo y dónde aparecen los productos en nuestra plataforma (y en qué orden). Pero como generalmente ganamos dinero cuando encuentra una oferta que le gusta y que aprovecha, tratamos de mostrarle ofertas que creemos que son una buena opción para usted. Es por eso que ofrecemos características como las Probabilidades de Aprobación y estimaciones de ahorro.

Por supuesto, las ofertas en nuestra plataforma no representan todos los productos financieros que existen, pero nuestro objetivo es mostrarle cuantas mejores opciones podamos.

La consolidación de deudas de tarjetas de crédito podría ayudar a simplificar y reducir sus pagos mensuales mientras trabaja para estar libre de deudas.

La consolidación de deudas de tarjetas de crédito es cuando usted combina varios saldos de tarjetas de crédito en un solo pago mensual que, idealmente, tiene una tasa de interés más baja que la que está pagando actualmente.

Pero consolidar sus deudas lleva tiempo, y muchos métodos requieren un proceso de solicitud para ver si lo aprueban primero, lo que generalmente resulta en una verificación de crédito dura que puede hacer que su puntaje crediticio baje algunos puntos.

Para ayudarle a decidir si la consolidación de tarjetas de crédito es lo adecuado para usted, aquí hay varios métodos a considerar.



Trabajar con una organización de asesoría crediticia sin fines de lucro

Las organizaciones de asesoramiento crediticio pueden revisar su situación financiera completa y trabajar con usted en la creación de un plan para enfrentar sus desafíos financieros. Estas organizaciones ofrecen asesoramiento sobre cuestiones crediticias, elaboración de presupuestos, administración de dinero y administración de deudas.

Si trabaja con un asesor de crédito, es importante investigar la organización antes de empezar. Consulte con la oficina del fiscal general (en inglés) y la agencia de protección al consumidor de su estado para garantizar que la organización tenga buena reputación.

Ventajas: Una organización de asesoría crediticia puede trabajar con sus acreedores (en inglés)para establecer un plan de gestión de deudas en su nombre, que requiere que realice un único pago mensual a la organización de asesoramiento crediticio cada mes. Luego, la organización usa el dinero que usted entrega para pagarle a sus acreedores. Su asesor de crédito también puede trabajar con sus acreedores para negociar tasas de interés más bajas (en inglés) o no cobrar ciertos cargos.

Desventajas: Algunos asesores de crédito pueden cobrar un cargo por algunos de sus servicios, y es posible que usted deba aceptar no solicitar nuevo crédito o no utilizar su crédito existente si participa en un plan de gestión de deudas.

Solicitar un préstamo personal

Un préstamo personal se puede utilizar para consolidar deudas, y los fondos de un préstamo de consolidación de deudas (en inglés) se pueden utilizar para liquidar los saldos de sus tarjetas de crédito. Entonces, en lugar de realizar varios pagos a sus tarjetas de crédito cada mes, usted realiza un pago por el préstamo personal.

Ventajas: Si tiene buen crédito, puede calificar para una tasa de interés más baja (en inglés) en un préstamo personal que las tasas que cobran los emisores de su tarjeta de crédito. Los préstamos personales ofrecen plazos de pago flexibles, de manera que puede seleccionar el que mejor se adapte a su presupuesto. Además, algunos prestamistas enviarán el pago directamente a sus acreedores, por lo que usted no se verá tentado a utilizar los fondos del préstamo para otra cosa. Y muchos prestamistas ofrecen la opción de solicitar la precalificación (en inglés), para que pueda comparar precios y ver cuáles son sus opciones potenciales sin afectar sus puntajes de crédito (en inglés).

Desventajas: Debe cumplir con los requisitos de elegibilidad del prestamista para calificar para un préstamo personal. Si ha tenido dificultades financieras en el pasado, es posible que no sea elegible o que solo califique para una tasa de interés comparable a la tasa actual de sus tarjetas de crédito. Además, algunos prestamistas cobran una tarifa de originación (en inglés), que podría agregar cientos de dólares al costo de su préstamo, lo cual podría mermar los fondos de su préstamo incluso antes de que los reciba.

Utilizar una tarjeta de crédito de transferencia de saldos

Una transferencia de saldo (en inglés) le permite transferir saldos desde una o más cuentas de tarjetas de crédito a una tarjeta diferente. Las tarjetas de crédito de transferencia de saldo a menudo ofrecen una tasa APR introductoria del 0% (en inglés) en los saldos que transfiera dentro de un cierto período de tiempo.

Ventajas: Si cancela los saldos que transfiere antes de que expire el período introductorio, podría evitar pagar los cargos por intereses sobre el saldo que se transfirió por completo.

Desventajas: El período promocional es limitado. Si no paga la cantidad que transfiere (en su totalidad y a tiempo) antes de que finalice el período introductorio, el saldo restante acumulará intereses a la tasa regular de la tarjeta.

Además, algunas tarjetas cobran una tarifa de transferencia de saldo (en inglés), la cual se sumará a la deuda que usted debe pagar. De igual manera, la cantidad que transfiera —incluyendo las tarifas que se cobren— no puede ser mayor que su límite de crédito, que puede no ser lo suficientemente alto como para pagar todas sus deudas.

Tenga en cuenta que es posible que no se le permita transferir saldos entre tarjetas emitidas por el mismo prestamista. Y si opta por una transferencia de saldo, es especialmente importante que pague a tiempo porque los pagos atrasados pueden cancelar la oferta de tasa APR introductoria.

Pedirle ayuda a un amigo o familiar

Dependiendo de cuánto dinero deba y cómo se ve su panorama financiero general, puede tener sentido pedirle a un amigo o a un familiar que le preste el dinero (en inglés).

Pero si opta por este método, es importante asegurarse de que los términos del préstamo y el plan de pago estén claramente definidos, tal como lo haría si estuviera obteniendo un préstamo de una institución financiera.

Ventajas: Cuando le pide dinero prestado a alguien que conoce, no tiene que cumplir con requisitos mínimos de elegibilidad para calificar para el préstamo, y es posible que pueda obtener una tasa de interés más baja que la que obtendría de un banco o una cooperativa de crédito.

Desventajas: Pedir dinero prestado a alguien que conoce es complicado porque puede causar tensión en su relación. Además, si no puede pagar el préstamo a tiempo, es posible que esté poniendo en riesgo las finanzas de su amigo o familiar.

Aviso sobre las siguientes opciones

Los siguientes son otros métodos de consolidación de tarjetas de crédito que están disponibles, pero no los recomendamos porque son más riesgosos que las opciones que hemos discutido anteriormente.

Refinanciamiento de auto con retiro de efectivo

Algunos prestamistas ofrecen refinanciamientos de préstamos de auto con retiro de efectivo (en inglés) que le permiten utilizar el capital de su carro para emitir un préstamo para otros gastos, como la consolidación de deudas de tarjetas de crédito. Pero si no puede hacer sus pagos, corre el riesgo de perder su vehículo.

Préstamo con garantía hipotecaria

Los préstamos con garantía hipotecaria (en inglés) le permiten tomar dinero prestado contra el valor líquido de su vivienda y usar el efectivo para pagar casi cualquier cosa. Esta puede parecer una buena opción porque estos préstamos suelen tener tasas más bajas que las tarjetas de crédito y los préstamos personales. Pero si no cumple con los pagos, el prestamista generalmente tiene derecho a iniciar un proceso de ejecución hipotecaria y usted podría perder su casa.

Préstamo de cuenta de jubilación

Si participa en una cuenta de jubilación patrocinada por su empleador, como un 401(k) o 403(b), puede ser tentador usar esos fondos para pagar sus deudas. Los préstamos de cuentas de jubilación (en inglés) no requieren una verificación de crédito siempre que su plan ofrezca una opción de préstamo —algunos no lo hacen— y las tasas de interés suelen ser más bajas de lo que pagaría en un banco u otro prestamista. Pero si no puede realizar sus pagos, la cantidad que retiró podría estar sujeta a impuestos y es posible que deba pagar una multa además de eso. Dado que los fondos que toma prestados no acumularán intereses, está perdiendo la oportunidad de aumentar sus ingresos de jubilación.


¿Qué sigue?

La consolidación de deudas de tarjetas de crédito en un solo pago puede parecer la solución a sus problemas financieros, especialmente si puede obtener una tasa más baja.

Sin embargo, antes de consolidar sus tarjetas de crédito, elabore un presupuesto que le ayude a minimizar sus gastos mientras paga sus deudas. Una vez que tenga un plan, puede elegir el método de consolidación de tarjeta de crédito que más le convenga. Y trate de evitar elegir un método de consolidación de deudas que pueda poner en peligro su casa, su auto o su jubilación.


About the author: Jennifer Brozic is a freelance financial services writer with a bachelor’s degree in journalism from the University of Maryland and a master’s degree in communication management from Towson University. She’s committed… Read more.